Dejar el tabaco, hacer ejercicio y seguir el tratamiento, claves para controlar la EPOC

El Servicio de Neumología del Hospital Universitario de Torrejón ha celebrado la segunda edición de su Taller sobre la EPOC, organizado con la colaboración de Linde en el marco de la Escuela de Pacientes del centro. "En nuestros primeros dos años de actividad hemos visto ya cerca de 2.000 pacientes con EPOC. Se trata de una enfermedad con una alta prevalencia en la población de todo el Corredor del Henares y cuyo principal desencadenante es el tabaquismo. Existen muchos factores de riesgo, pero el tabaco es sin duda el enemigo número uno", ha explicado la Dra. Soledad Alonso, jefa del Servicio de Neumología del centro.

Los pacientes con EPOC conviven con una patología que afecta a su calidad de vida y que puede conducir a una situación de salud mucho más comprometida. "Efectivamente, fumar multiplica el riesgo de padecer EPOC. Y estamos hablando de una patología crónica con la que hay que vivir el resto de la vida. Además del abandono del tabaquismo, yo siempre les explico a mis pacientes la importancia de hacer ejercicio con moderación y de comprometerse con el tratamiento médico que se les prescribe. Estos son los factores clave para que un paciente con EPOC pueda mantener un estado de salud bueno", ha puntualizado la Dra. Alonso.

El hospital madrileño, que colabora de forma activa con los centros de Atención Primaria del Corredor del Henares para promover los hábitos saludables, ha reunido a más de 80 pacientes en un taller práctico en el que intervienen distintos servicios. "Contamos con profesionales de los Servicios de Salud Mental, Rehabilitación, Neumología y de Atención Primaria. Estamos convencidos de que este enfoque multidisciplinar proporciona a los pacientes una visión más completa de su enfermedad y les aporta más resortes para manejar su condición de salud en su vida cotidiana. Este tipo de iniciativas de la Escuela de Pacientes buscan precisamente eso: que los pacientes cuenten con recursos para abordar el manejo de la enfermedad y para afrontar las situaciones cotidianas que pueden darse en sus casas, una vez que ya han salido de la consulta del médico. Así conseguimos que se responsabilicen de su salud, que se comprometan más con el tratamiento y que tengan una salud más estable, de modo que sufran menos episodios de agudización de sus enfermedad y menos crisis respiratorias", ha concluido la Dra. Alonso.

El Hospital Universitario de Torrejón, además, ha puesto en marcha una novedosa iniciativa para el control telemático de los pacientes con EPOC denominado Telepoc, que permite a los enfermos tener un seguimiento y un control por parte de la Unidad de Hospitalización a Domicilio para actuar antes de que su estado de salud se agrave. "Es una experiencia muy novedosa y estamos muy satisfechos por los resultados que estamos obteniendo, ya que nos permiten añadir calidad de vida y seguridad a nuestros pacientes. Y ellos están muy satisfechos con esta modalidad de atención. Al principio les daba algo de miedo porque no estaban acostumbrados a manejar equipos tecnológicos, pero en cuanto han probado se han convencido por completo".

El Programa de Telepoc del Hospital Universitario de Torrejón ha atendido a 28 pacientes y ha ayudado a que estas personas sufran un 53 por ciento menos de descompensaciones que antes les obligaba a acudir al Servicio de Urgencias y a resultar ingresados en el hospital.