El Hospital de Torrejón rehabilita 62 pacientes con patología cardíaca grave

El Hospital Universitario de Torrejón ha realizado el balance de actividad de los primeros 10 meses de actividad de su Unidad de Rehabilitación Cardiaca. "Hemos atendido 62 pacientes que, tras sufrir un evento cardiaco, han realizado el programa de rehabilitación cardiaca del hospital, con el objetivo de conseguir que vuelvan a tener una vida lo más normal posible", ha explicado el Dr. Miguel Ángel Sanmartín, jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Universitario de Torrejón. El resultado ha sido excepcional: "El 90 por ciento de los pacientes que hemos atendido se han reincorporado a sus vidas normales, han vuelto a su puesto de trabajo y han reemprendido sus vidas. La rehabilitación cardiaca, sumada al tratamiento farmacológico, permite que el riesgo de volver a padecer un evento cardiaco en el futuro se reduzca y que la progresión de la enfermedad cardiovascular sea menor. Los pacientes que hemos atendido han mejorado su calidad de vida, aumentando su capacidad de esfuerzo y reduciendo la sensación de ahogo al realizar actividades físicas. Además, han logrado perder peso hasta situarse en un índice de masa corporal saludable".

  El Dr. Sergio Trinidad, jefe del Servicio de Rehabilitación, ha abundado en este aumento de la calidad de vida para los pacientes en rehabilitación cardiaca. "Realizamos un abordaje multidisciplinar de todos los problemas con los que una persona que ha sufrido un evento cardiaco puede encontrarse: dudas sobre la nutrición, riesgos asociados al tabaquismo, inseguridades, debilidades físicas, entre otras. Probablemente un aspecto que tenga una alta incidencia en los pacientes es el miedo y la ansiedad que pueden presentar en lo tocante a las relaciones sexuales. Una vez completadas las 24 sesiones del programa de rehabilitación, ese miedo y ese agobio que sienten ha desaparecido y son capaces de mantener relaciones sexuales satisfactorias con total normalidad. Es un factor crítico de calidad de vida".

Instalaciones de última generación

La Unidad de Rehabilitación Cardiaca del centro, que ha desarrollado 1440 sesiones en total, cuenta con un equipamiento de máximo nivel. "Toda la tecnología que utilizamos está pensada para el uso de pacientes y para obtener el mejor resultado. Todos los equipos son inalámbricos, para que no exista el riesgo de que el paciente tropiece con los cables y utilizamos de forma intensiva las posibilidades audiovisuales para que las sesiones de entrenamiento y formación tengan el mayor efecto posible sobre nuestros pacientes".